Comer sano no es comer poco

Despedimos otras navidades un año más, y damos la bienvenida a nuestros propósitos de Año Nuevo, esos que rara vez acaban cumpliéndose; Que si hacer dieta, que si realizar más ejercicio o incluso ponerse en forma. Ya va siendo hora de que nos pongamos serios y comencemos a cuidar nuestro cuerpo y a depurar esos polvorones, turrones y demás que se han quedado atrincherados en nuestros michelines.

No vamos a recomendarte una dieta concreta, ya que existen para todos los gustos y es probable que encontráramos alguna contradicción en todas ellas. Por eso, lo que te recomendamos es que impidas la entrada a tu nevera de algunos alimentos que sólo te harán ganar más peso y apenas te aportarán nutrientes. Los fritos son los primeros en abandonar el barco; Sí, sabemos que están deliciosos, pero son una bomba atómica para nuestro body. Todo lo que se cocine rebozado en aceite es hipercalórico y lo único que te aportará será colesterol. Por supuesto, las patatas fritas, aunque no estén rebozadas, también entran en el saco. Recomendamos cocinar cualquier alimento con el mínimo aceite posible, y si es posible a la plancha, sobre todo carnes, pescados y huevos.

Comer sano no es comer poco y sentirse con hambre, es nutrir el cuerpo con alimentos reales. Muchos al pensar en dieta, piensan en restricción, pequeñas porciones, sin sabor, castigo y solo con tener eso en mente hace reconsiderar una y mil veces el cuidarse.

Cuando recibes la asesoría correcta descubres que puedes comer de todos los grupos de alimentos sin subir, sin afectar tu salud y bajando de peso. ¿Dónde esta la clave?

Los alimentos reales son los alimentos en su estado natural, sin tanto proceso, frescos. Si bien es cierto que en ocasiones son necesarios algunos aditivos para su conservación o mantenimiento, mientras más alimentos naturales consumas, menos químicos entran al cuerpo. Además de estos químicos que encontramos en los alimentos procesados, también se caracterizan contener diferentes tipos de azucares y grasas en exceso, con la intensión de mejorar el sabor, la palatabilidad y la necesidad de consumirlo. Cuando consumes alimentos reales, le das al cuerpo nutrientes y no solo calorías.

Comer rico, no es comer ni poco ni aburrido, depende de tu creatividad, asi que no hay excusas para comer rico y cumplir tu objetivo.

Picture of Farmacia Vergniory
Farmacia Vergniory

Nuestra razón de ser son nuestros pacientes y cuidar de su salud.

Últimas noticias

Deja una respuesta